Enópata wine bar (cerrado)

por paco
Restaurantes Valencia Ir de vinos vino vino tinto vino blanco

Enópata, Plaza del Arzobispo 5. Valencia, 46003. Teléfono 963.259.150

Fecha de la visita 3 de octubre de 2008.

Segunda visita a este extraordinario local, tras la realizada el pasado día 26, delicia de los amantes del buen vino. Esta vez a mediodía, para catar unos vinos, e irremediablemente y gozosamente, acabar comiendo.

En esta ocasión pedimos la carta, para ilustrarnos sobre la extensa oferta que brinda este local de vinos, dicho sin ningún ánimo peyorativo, al contrario, ojalá hubiese muchos más.


detalle del local

manzanilla La Bota

cazón en adobo

vieux chateau

pinotage de kanonkop

Malbec de Finca la Anita

solomillo de buey

grappa Brava uva antica

La carta, ordenada alfabéticamente por países, ofrece un gran recorrido por todas las zonas más importantes del mundo, recogiendo una selecta representación de los vinos de cada lugar.

Mientras ojeábamos la carta se nos acercó Juan Ferrer, y con motivo de una cata sobre manzanillas que estaba organizando para una fecha cercana, nos ofreció empezar con una manzanilla pasada “La Bota”, con treinta y dos años de crianza bajo velo, sí 32 años. Una manzanilla como no había probado nunca, a quien le interese lo mejor es que se lea el enlace marcado.

Para acompañar la manzanilla pedimos un cazón en adobo. Al principio yo tenía mis reservas, pues soy poco amigo de los vinagres y menos aún para acompañar al vino, pero este estaba muy ligeramente adobado, lo que agradecí infinitamente. Exquisito.

Mientras degustábamos la manzanilla y el cazón, acabamos de decidirnos por un pequeño recorrido internacional. Elegimos un vino francés, Vieux Chateau St. André, de la zona de Sant Emilión, un vino sudafricano Kanonkop, de la zona Stellenbosch y para finalizar un vino argentino, Finca La Anita, de la zona de Mendoza. En esta ocasión nos quedamos sin probar el Clos Dominic Selecció Miriam 2006, pero habrá otra oportunidad, lo tengo en la agenda.

El orden para disfrutarlos nos lo sugirió Juan Ferrer y acatamos su sugerencia sin rechistar, por algo él conocía los vinos y nosotros no.

El Vieux Chateau resultó un vino muy agradable de beber, muy fino y elegante, aromático y con un paso de boca excelente, como corresponde a los vinos elaborados con uvas merlot. Hay quien dice que los vinos de merlot son muy femeninos, yo no estoy de acuerdo, para mí son elegantes y de un postgusto exquisito, pero calificarlo de femenino me parece incorrecto. Tampoco creo que existan vinos varoniles.

El Kanonkop, vino elaborado con la variedad de uva pinotage, derivada de un cruce de la pinot noir y la censault, es un vino curioso, a mí me recuerda bastante al pinot noir pero con más potencia, más aromas. Un descubrimiento.

El malbec de “Finca La Anita”, resultó ser el más potente de los tres, en cuerpo, aromas y postgusto. Persistente en boca y muy agradable.

Estos tres vinos fueron acompañados de un exquisito solomillo de buey, al punto, sabroso y muy conseguido.

Para acabar la comida tomamos una grappa de vino, no de hollejos, como habitualmente se hacen los orujos y grapas. Aromas increíbles, jamás había olido un aguardiente con tanto aroma, pedir grappa Brava uva antica, no saldréis defraudados.

El apartado del café, asignatura pendiente de muchos restauradores, Juan Ferrer la aprueba con nota. Nos sirvieron un café muy aromático, suave y con cuerpo, marca Lavazza. Nos contaba que le costó conseguir que se lo sirvieran, pero parece que valió la pena el esfuerzo. Yo repetí.

Un día más disfrutando con los vinos y la erudición de Juan Ferrer. Volveré.

Ficha de restaurante
Dirección Plaza del Arzobispo 5 Valencia

Dejar un comentario